son las palomitas microondas perjudiciales

¿Son perjudiciales las palomitas de microondas?

Tardarás en leer este post 2 minutos

En esta ocasión os traigo una colaboración muy pero que muy especial para mí. Tengo el increíble honor de participar en la mítica sección de uno de los espacios de gastronomía y alimentación más épicos y locuelos de la red, el consultorio «Aló Comidista» de El Comidista. Casualmente. No iba a ser el «Aló Comidista» del blog de Dulceida.

A continuación os mostraré la consulta que me fue realizada, así como las respuestas que ofrecí. Por supuesto, os recomiendo acudir al artículo original para gozar de lo lindo con las preguntas de los lectores más trastornados de todo Internet. Os prometo muchas risas.




Puedes continuar leyendo el artículo de Mikel López Iturriaga

donde colaboro haciendo clic aquí, para el consultorio de El Comidista.


Consulta de un tal Julio, para El Comidista

Mi consulta es breve, ¿cuán veraz es la afirmación de que las palomitas de microondas son cancerígenas? Tras una breve búsqueda en google el resultado es alarmante, pero claro, en google todo es cáncer así que necesito información fiable.



Esta fue mi respuesta después de tomarme un trankimazin

Para nuestro regocijo y tranquilidad, esta afirmación es más falsa que un billete de 30 euros. El bulo de que el microondas provoca cáncer lleva corriendo muchos años por la red como la pólvora. No solo con palomitas, sino con todo tipo de productos alimentarios.

Parece ser que el problema está en cómo utiliza el microondas la energía, mediante radiación. Esta propagación de las ondas electromagnéticas es capaz, supuestamente, de alterar nuestro ADN y de modificar estructuras químicas, a la vez que está relacionada con una mayor incidencia de distintos tipos de cánceres, según dicen estos bulos.

Pero hay una cosa que debemos tener en cuenta, y es que existen diferentes tipos de radiación: ionizante y no ionizante. Resulta que la radiación utilizada por el microondas de nuestra cocina es de baja frecuencia o tipo no ionizante, nada que ver con los rayos gamma o los rayos x (radiaciones ionizantes), que sí podrían poner en riesgo nuestra salud.



El funcionamiento es muy sencillo. Estas ondas electromagnéticas se dirigen hacia el alimento en cuestión, provocando una rotación de las moléculas de agua en su interior. Gracias a este movimiento vertiginoso se consigue un aumento de la temperatura por fricción y choque entre las moléculas de agua, provocando un calentamiento global del alimento. Cómo ve usted, nada que ver con el cáncer. Puede descansar tranquilo y pegarse un buen maratón en Netflix con palomitas de microondas. Sin cebarse, a ser posible.

 

EN SEFIFOOD  El consumo de chicles de menta y el cáncer no están relacionados

Gracias por leerme.

Mario.

¿Crees que este post le puede interesar a otras personas? Compártelo en redes sociales para apoyarme 😀

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.